En una de sus locuras diarias decide hacer ir a casa de uno de sus amigos, al llegar ve que estos dos ya traían algo consigo por la manera en que los dos se miraban se da cuenta que algo le terminaría gustando por la escena que se estaba llevando a cabo, logrando  que él se las cogiera por andar de regalas sin importar lo que dijeran. Teniendo ya rato de haber conseguido lo que querían estas dos mujeres, se dan cuenta que desean tendrían que hacer algo bien rico para que les diera con ganas para no sentirse utilizadas, haciendo que este afortunado les diera bien duro.

Rato después de hacer unas cosas bien rica, una de las dos se le ocurre mamársela mientras la otra salta como una pervertida despiadada, dejando claro que le encanta una buena verga como la de este hombre, y más si puede ser acompañada de una zorra

Comentarios cachondos

¿Qué te parece el video? ¿Te va la marcha?