En este vídeo de sexo gay vamos a ver a un chico que invita a su vecinito a tomar algo a casa y terminan teniendo sexo anal en su habitación. Lo tumbará boca arriba con las piernas en el aire y le meterá toda la polla sin ningún tipo de lubricación, a saco. Luego le abrirá aún más las piernas y se la meterá hasta los huevos mientras el vecinito se pajeará muy ricamente hasta llegar al clímax y correrse encima de su propio pecho. Se nota que ha disfrutado de la follada por los gemidos que ha metido mientras le petaba el ano.

Comentarios cachondos

¿Qué te parece el video? ¿Te va la marcha?

1 Comentario
  • juan hace 1 mes

    M
    e custaria cojer con un hombre para mamarsela y mela meta